En Canarias, cada vez son más los negocios que deciden aunar turismo y tecnología en la red. Conscientes de ello, en IAB Spain han elaborado un documento que resume las claves de varios sectores empresariales, incluyendo el turístico, en su matrimonio con Internet y las aplicaciones móviles.

– Visitantes en la pantalla móvil: Según el estudio, las visitas a webs a través de dispositivos móviles superan ya el 50%, lo que obliga a las compañías a hacer uso del responsive design y adaptar sus plataformas y campañas a estos dispositivos. Reservas, cancelaciones y cambios son las actividades más habituales de los turistas a través de estos dispositivos.
– El producto exacto para cada turista: Estudiar al turismo para microsegmentar y personalizar nuestra oferta permite llegar a nichos de mercado nuevos y ofrecer productos y servicios que son exactamente lo que el cliente quiere.
– Uso del Big Data para mejorar nuestro conocimiento sobre el cliente: Relacionado con el punto anterior, debemos ser capaces de manejar, analizar y sacar conclusiones válidas de grandes cantidades de datos que podemos obtener, por ejemplo, a través de las bases de datos libres que cada vez son más populares. Esta técnica, conocida como Big Dataotorga a las empresas una gran ventaja competitiva, al ser capaces de dirigir sus productos a un público cada vez menos general y cada vez más específico.

– Economía colaborativa: Coches compartidos, casas ofrecidas como alojamiento turístico, servicios de envío de productos a través de personas que viajan a otros países… la economía colaborativa está cobrando cada vez más fuerza gracias a las tecnologías móviles e Internet; que pueden suponer grandes oportunidades de negocio para el emprendedor turístico avispado, aunque los modelos de negocio inflexibles y la falta de mente abierta de las instituciones hacen que su implantación esté costando más de lo que debería.

– Dejamos de diferenciar comercio digital de comercio tradicional: Nuestro mercado es uno sólo y sus vertiendes online y offline deben estar coordinadas para trabajar en conjunto y alimentarse una a la otra.

– Internet de las cosas: Internet cada vez está presente en más objetos de nuestra vida cotidiana y esta tendencia va a seguir en alza. Coches, relojes e incluso ropa conectados a la red son ideas que no tardarán mucho en llegar y en las que ya deberíamos estar poniendo el foco para saber cómo sacarles el mayor partido posible.